¿Por qué España es un país que vive del turismo?

Rate this post

El turismo ha llegado a convertirse en el motor principal de la economía española, y es que anualmente España recibe a millones de turistas que llegan desde todo el mundo no solo con el deseo de visitar sus monumentos, sino también de disfrutar de sus playas, e incluso degustar su gastronomía.

Sin embargo, considerando que el flujo de visitantes parece aumentar con el tiempo, cabe preguntarse entonces ¿por qué España es un país que vive del turismo?, es decir, cuáles son realmente las razones que hacen que los turistas escojan este país como su destino de viaje.

España, un destino turístico por excelencia

España destaca por tratarse de un país turístico por excelencia, el cual logra atraer a muchos turistas gracias a sus playas, gastronomía, monumentos históricos y fiestas,  y si bien la ciudad que recibe a una mayor cantidad de viajeros suele ser Barcelona, lo cierto es que las islas también suponen un punto de gran importancia con relación al turismo del país.

Además, hay que destacar sus ciudades Patrimonio de la Humanidad y también sus espacios naturales, al igual que las estaciones de esquí, e incluso las rutas o fiestas

Razones por las que se puede decir que España vive del turismo

Como destino turístico, España se distingue por contar tanto con una apropiada materia prima (clima, costas, cultura y gastronomía, etc.) como con la capacidad de saber gestionar adecuadamente sus puntos fuertes, además de disponer de excelentes infraestructuras, las cuales le permiten posicionarse como el país más competitivo a nivel global en el ámbito del turismo.

En ese sentido, a continuación te presentamos los motivos que han convertido a España en un país que vive del turismo:

1.      Clima y playas

La mayor razón por la cual miles de viajeros se animan a visitar este país, sin duda, continúa tratándose de la posibilidad de disfrutar tanto del sol como de la playa, aunque hay que decir que España fomenta igualmente un turismo enfocado en experiencias que es posible vivir en cualquier momento del año y alrededor de todo el país, ofreciendo turismo cultural, de congresos, de negocios, enológico, gastronómico, de compras o deportivo, entre otros.

2.      Gastronomía

Otro motivo por el cual muchos turistas también apuestan por este destino, consiste en la gastronomía de los países mediterráneos, la cual suele considerarse entre las más saludables que existen a nivel global, además de estar dentro de las más valoradas entre los comensales.

Aunque la gastronomía española, específicamente, destaca por estar compuesta por platos completamente únicos, por ejemplo, el gazpacho, la paella, el salmorejo y la tortilla de patatas, los cuales logran  tiene gran aceptación entre los viajeros.

Asimismo, hay que mencionar tanto la cantidad como la calidad que poseen los vinos de origen español, los cuales son muy valorados a nivel global.

Algunos posibles ejemplos de ellos pueden ser el albariño en Galicia, la manzanilla o el fino andaluz, e incluso el tinto navarro y riojano, etc., usados dentro de la preparación del popular rebujito, aunque también cabe destacar la sidra asturiana.

3.      Fiestas

España resulta igualmente un país muy atractivo a nivel turístico debido a sus fiestas. Así, por ejemplo, la Semana Santa suele atraer anualmente a numerosos turistas, especialmente en Andalucía, donde se convierte en un espectáculo realmente único que suele vivirse con gran fervor.

De la misma forma, se puede mencionar la fiesta de la Tomatina celebrada en Buñol, y las Fallas realizada en Valencia.

Aunque entre sus fiestas más internacionales y multitudinarias se distinguen los Sanfermines, celebrada en Pamplona, y es que anualmente, desde el 6 hasta el 14 de julio, la capital navarra suele cuadruplicar su población, por lo que de unas 200.000 personas, llegan a superar el millón.

4.      Cultura

La cultura española se encuentra, de igual manera, entre los principales atractivos que el país tiene frente a los viajeros, y es que durante toda su historia, España ha sido hogar de varias civilizaciones con culturas bastante distintas entre sí, las cuales con los años contribuyeron al desarrollo de una mayor riqueza tanto de costumbres como de infraestructuras.

De esta manera, en los monumentos e incluso en la propia lengua es posible conseguir ejemplos de la cultura romana, musulmana, bárbara y judeocristiana, lo cual adquiere un carácter especial dentro de las diversas Comunidades Autónomas, las cuales cuentan al mismo tiempo con su cultura propia.

5.      Ciudades Patrimonio de la Humanidad

España se distingue por ser el país que posee una mayor cantidad de ciudades que han sido declaradas como Patrimonio de la Humanidad, como resultado de la belleza que las caracteriza, por ejemplo, como ocurre con Santiago de Compostela, que no solo es la ruta que recibe más visitantes, sino que además es una ciudad que tiene un gran encanto, especialmente a causa de su Catedral.

Asimismo, destaca Salamanca, Toledo con su judería, Ávila con su gran muralla, Mérida y Cáceres con su teatro romano, Córdoba con su Mezquita, Mallorca con su catedral, Ibiza, etc. En total, existen 16 ciudades Patrimonio de la Humanidad.

6.      Monumentos

El territorio español se caracteriza también por contar con múltiples monumentos que destacan por ser de mucho interés.

En este sentido, es apropiado mencionar que dentro de los monumentos españoles más visitados está la Sagrada Familia en Barcelona, el Museo del Prado de Madrid, la Mezquita de Córdoba, el Alcázar de Segovia, la Alhambra en Granada, el Museo Guggenheim en Bilbao, la Giralda de Sevilla, y la Catedral de Santiago de Compostela.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.